Entrevista: Giuliano Maiorana, exjugador del Manchester United.


NOTE: you can read the English version here.
NOTA: pueden leer aquí la versión en inglés.
La vida puede ser impredecible y nadie puede decir lo contrario, si somos sinceros. Lo inesperado golpea y no podemos hacer más que obedecer a sus exigencias; le podemos preguntar a Giuliano Maiorana. Hijo de padres italiano, es un exfutbolista que tuvo la oportunidad de jugar en el Manchester United a finales de los 80s después de probarse en el nivel no profesional. Una vez estimado como el nuevo George Best, Jules, como es conocido en Inglaterra, tuvo la mala fortuna de ser golpeado por una lesión muy seria, derivando en que dejara de jugar por mucho tiempo y realmente nunca se recuperó de eso.
A pesar de eso y muchos eventos negativos que se desarrollaron posteriormente, Giuliano ha hecho las paces con su pasado futbolístico y ahora puede mirar atrás con una opinión mucho más balanceada acerca de todo. Puedo decir que fue una figura extremadamente amigable respondiendo todas mis preguntas y siendo todo un caballero durante todo el proceso. Y como hincha del United que soy, no puedo enfatizar el honor que fue entrevistar a alguien que portó la camiseta. Sí, Giuliano no jugó mucho para el equipo, pero portó la camiseta del equipo adulto del United, jugó en Old Trafford contra el Arsenal y compartió vestuario con jugadores de la talla de Robson, Cantona, Giggs o Hughes. Nadie puede arrebatarle eso.
KT: primero que nada, muchas gracias por acceder a esta entrevista, Giuliano, y bienvenido a La Soledad del Nueve.
GM: gracias por invitarme a esta entrevista para La Soledad del Nueve. Siempre es un placer cuando las personas muestran un interés en mi corta carrera.
KT: comencemos desde el principio: ¿Cómo empezaste a jugar al fútbol? ¿Quiénes fueron tus ídolos de pequeño y qué te inspiró a decir “Quiero ser un futbolista profesional”?
GM: comencé a jugar al fútbol como lo hacía cualquier niño. Siempre amé jugar desde temprana edad. Mis ídolos fueron los jugadores italianos, como aquellos que ganaron la Copa del Mundo en 1982. A medida que crecía, era Maradona, quien pienso que es el mejor futbolista que ha jugado el deporte. Todo niño que ha jugado al fútbol ha tenido expectativas de un día convertirse en profesional y yo no era la excepción.
KT: alcanzaste la prominencia por fichar de un equipo de la Sunday League, el Histon, por el Manchester United. Para aquellos que tal vez no lo sepan, ¿podrías decirles cómo era jugar en las ligas inferiores de Inglaterra en los 80s?
GM: Histon en realidad era un equipo de Saturday Football. No empecé a jugar en ese nivel hasta que tenía 18 años. Antes de eso jugaba para el equipo de mi papá llamado Italcamb, que significaba Italianos de Cambridge. Teníamos un muy buen equipo y empezamos desde la liga más baja hasta ser promovidos al nivel más alto de las ligas en Cambridge. Ganamos esa liga y muchas otras copas, éramos el único equipo extranjero en Cambridge y había mucho racismo en ese entonces, por lo que lograr lo que logramos fue mucho más significativo para nosotros.
KT: hoy en día, tienes jugadores que llegan de las ligas no profesionales y obteniendo roles importantes en la Premier League, como es el caso de Jamie Vardy, Chris Smalling, Dele Allí o incluso Harry Kane. ¿Eso es un testamento de cuanto talento es poco notado en el espectro más bajo de Inglaterra? ¿Qué puedes decir de eso, siendo tú un exjugador de ese estrato?
GM: necesitas suerte para todo lo que vayas a hacer en la vida. Conozco algunos jugadores que eran talentosos, pero que no lograron llegar a ser profesionales. Como siempre digo: lugar indicado, momento indicado. Yo tenía 19 años cuando el United me fichó. Pensaba que mi oportunidad de volverme profesional había pasado. Y ahí yo tuve la fortuna de que eso pasara.
KT: tu nombre obviamente demuestra que provienes de familia Italiana. ¿Te sentías o te sientes más italiano que inglés? ¿Tuviste sueños de jugar en la Serie A y con la selección de Italia?
GM: Sí, ciertamente soy italiano y siempre me he clasificado como uno. Nunca tuve un pasaporte británico y mis dos padres son italianos. Fui criado como uno. Mi ambición era jugar en la Serie A y mi sueño era jugar para Italia. Pero mi lesión desechó todos mis sueños de mi vida cuando me retiré a los 24.

KT: ¿Puedes decirme cómo sucedió tu traspaso al Manchester United?
GM: en una fría noche de miércoles, el Histon jugaba contra el Chatteris Town. Después del partido me comentaron que un scout del United me estaba viendo. Pensé que era una broma. El viernes me dijeron que me querían hacer una prueba de una semana. La idea era aterradora, siendo yo un muchacho de 19 años que había sido rechazado múltiples veces por el Cambridge United, un equipo de las inferiores, por, supuestamente, no ser suficientemente bueno para ellos. Me comentaron el sábado que el United de verdad me quería hacer una prueba; yo esperaba que fuera en unas semanas. Al día siguiente recibí una llamada del Histon diciéndome que debía despertarme a las 5 am del día siguiente para ir a Manchester a hacer mi prueba. Desperté esa mañana sintiéndome muy nervioso. El entrenador del Histon me llevó en su auto. Llegamos tarde debido al tráfico en la M6. Justo antes de arribar pensé que estaba muy feliz por llegar tarde porque estaba cansado y lejos de mi mejor condición para mi primer día de evaluación. Cuando llegamos a The Cliff me dijeron que no habían comenzado el entrenamiento porque me estaban esperando. No podía creer lo que me estaban diciendo. Tuvimos un partido de entrenamiento y eran mejores que cualquiera con quien había jugado antes. La siguiente noche (martes) jugué en el homenaje a Ian Handyside con el primer equipo cuando ni siquiera pensé que estaría jugando. Inicié de titular; me sacaron en el medio tiempo y me ofrecieron un contrato de cuatro años en ese momento. Básicamente, tomó seis días desde que me dijeron que el United me estaba viendo hasta que firmé un contrato por cuatro años. Y seis semanas después ya estaba en el primer equipo. La propia montaña rusa.
KT: ¿Cómo era el día a día en el United? En aquella época, el club no estaba funcionando muy bien y había un hambre notoria por éxitos.
GM: había un poco de tensión en el club. Era entendible siendo un club tan grande y estando deseosos por títulos por tanto tiempo. El día a día en el club estaba bien. La mayoría de los jugadores y trabajadores eran personas decentes. En el fútbol, tan pronto como entras a la cancha o absorbes la presión o puedes fallar. La belleza del juego es que no necesitas hablar con tu boca; dejas que tus pies hablen por ti.
KT: en entrevistas previas has mencionado la relación un tanto ambivalente que sostuviste con Ferguson. ¿Por qué piensas que nunca terminó de cuajar entre ustedes dos?
GM: mi relación con Ferguson estuvo bien al principio. Entonces se volvió un tanto negativa por tonterías. Él comenzó a quejarse acerca de estupideces. “Córtate tu cabello”, cuando ni siquiera estaba tan largo. “Aféitate”, cuando apenas y tenía un par de pelos en la cara. Siendo italiano y de tez morena, según él, tenía que afeitarme todas las mañanas. Me gritaba por no usar medias mientras portaba zapatos. Me gritaba por usar camisas debajo de mi uniforme durante los partidos, cuando le dije que las usaba para absorber el sudor. Irónicamente, ahora todos las usan. También sucede que cuando me retiré, fichó a Poborsky, jugador cuyo cabello le llegaba hasta la espalda. Y muchas otras cosas. Me criaron para respetar a quienes me respetaran. No soy una persona grosera o irrespetuosa. Él trato de moldearme para ser un robot. Yo no era como la mayoría de los jugadores. Yo era yo. Yo creía que no tenías que besar traseros para llegar a donde querías si creías en tu propia habilidad. Y entonces me lesioné. GAME OVER.

KT: ¿Cómo era Ferguson a nivel personal? ¿Por qué crees que ha sido exitoso durante tantos años?
GM: creo que he respondido algunas de esas preguntas en mis últimos comentarios. En lo referente a su éxito nadie puede negar lo que ha logrado aquí en Inglaterra. Aunque pienso que hay interrogantes sobre su nivel en Europa. Pienso que tuvo la fortuna de que no hubiera muchos grandes entrenadores en la liga por un largo tiempo. Hoy en día tienes a Pochettino, Mourinho y Guardiola, por ejemplo. Tal vez es controversial lo que digo. Ésa mi honesta opinión.
KT: mirando atrás en tu carrera, ¿hubieras hecho algo diferente en ese periodo de animosidad con Ferguson y donde estabas jugando bastante con las reservas del club? ¿Tal vez fue una estrategia del entrenador que halló necesaria para hacerte triunfar?
GM: para ser exitoso en lo que sea, en cualquier compañía, tu cara tiene que encajar. Si no es así, estás perdiendo una batalla que no puedes ganar. Traté de probar mi valía en la cancha. Muchos fans y muchas personas en el club estaban confundidas porque no estaba siendo elegido para el primer equipo. No puedes cambiar el pasado así que no, no hubiera cambiado nada. Dejé que mis pies hablaran por mí en la cancha. De eso se trata de ser un futbolista profesional: dar lo mejor de ti en los entrenamientos y en los partidos.
KT: jugaste al lado de la aristocracia del United: Robson, Schmeichel, Neville, Scholes, Bruce, Irwin, Cantona, Sharpe, Giggs, Whiteside, Hughes, etc. ¿Qué recuerdos tienes de haber compartido con esos futbolistas? ¿Alguna anécdota en particular?
GM: la mayoría de los jugadores en el club, sea en el primer equipo, en las reservas o en las juveniles eran buenas personas. Todos nos llevábamos bien, indiferentemente de quien estuviera jugando en el primer equipo. Siempre he dicho que aunque éramos jugadores del Manchester United, la mayoría de nosotros éramos personas normales. No egotistas, como pienso que son muchos futbolistas hoy en día. Teníamos tiempo para hablar con los fans. Ahora entrenan en Carrington y me han comentado que ya no puedes acercarte a los jugadores.

KT: comenzaste a jugar al fútbol durante una época bastante difícil y particular para Inglaterra y su liga debido a los incidentes de Heysel y Hillsborough. ¿Cómo era vivir los días del hooliganismo como un futbolista en ese entonces en la cancha, fuera de ella y cómo era el ambiente general durante esos años?
GM: cuando jugamos contra el Millwall en Old Trafford, me regresé en tren a Cambridge después del partido. Cuando me subí, me di cuenta enseguida de que estaba lleno de hinchas del Millwall regresando a Londres. Era bastante aterrador, pero tenía mi cabeza agachada y afortunadamente no me reconocieron. Estaba muy agradecido cuando se bajaron una después en Sheffield. Eran épocas bastante atemorizantes para el fútbol porque los hooligans estaban desatados por esos tiempos.
KT: entonces surgió el cambio a la Premier League y la reconstrucción general de la liga del fútbol del país. ¿Qué puedes decir de esos primeros días de lo que es ahora la liga más grande y exitosa del momento?
GM: el cambio a la Premiership no hizo mucho para mí por obvias razones. Mi mayor preocupación en ese momento era tratar de estar en mi mejor condición física de nuevo.
KT: fuiste apodado el nuevo George Best en tus primeros partidos con el United. Hoy en día puedes ver niños teniendo una presión inmensa y siendo etiquetados como estrellas desde que tiene 17 o 18 años, pero tú experimentaste algo similar a finales de los 80s. ¿Acaso la presión tuvo una influencia negativa en tu futuro? ¿El club estaba esperando algo mejor de ti o era así en absoluto?
GM: sí, ser apodado el próximo George Best no te podía hacer sentir más privilegiado. Supongo que tiene algo que ver con la banda izquierda del United. En lo concerniente a estar nervioso, no fue así para mí, afortunadamente. Como dije, una vez que cruzas esa línea que te lleva a la cancha dejas que tus pies hablen por ti. Nadas o te hundes en situaciones como ésa. Cuando entré como substituto por primera vez, era un prospecto bastante abrumador jugador enfrente de todos esos fans en Old Trafford. Aunque una vez que entré al campo no cedí al pánico y traté de jugar al fútbol. Algo absurdo considerando que seis semanas atrás estaba acostumbrado a jugar enfrente de 50 personas.

KT: acabaste dejando el United para fichar por el elenco sueco del Ljungskile SK que, para ser honestos, es una opción bastante rara para alguien de tu historial. ¿Qué te hizo elegir ese equipo y qué puedes decirnos acerca de esa experiencia tan particular en Suecia?
GM: fui a Suecia porque David Wilson, otro Fergie Fledgling del United, estaba jugando ahí. Él me llamó para eso y así fue cómo acabé jugando para el Ljungskile.
KT: ¿Sientes que tienes negocios pendientes con el fútbol? Las lesiones nunca te respetaron. ¿Tienes planes o metas de involucrarte una vez en el deporte?
GM: mis planes con el fútbol terminaron en 1994 cuando me retiré. No tengo negocios pendientes porque el lado que amaba del negocio era jugar. Tristemente, me lavé mis manos con el fútbol por ese entonces. Hoy en día no es el mismo juego que crecí amando cuando era más joven. Así que no tengo intenciones en el futuro de involucrarme con el fútbol. Eso es el pasado ahora. Hace mucho tiempo.
KT: para las generaciones más jóvenes, ¿cómo eras como jugador? ¿Cuáles eran tus especialidades y mejores atributos como futbolista?
GM: como jugador era un extremo a la vieja usanza. Usaba diferentes habilidades. Trataba de hacer cosas que los defensores no estuvieran esperando para sorprenderlos de una manera que pudiera pasarlos. Amaba driblear con el balón, hacer tacos, piruetas con el balón y chilenas. Me gustaba hacer cosas como ésas para las personas que estaban viendo el partido, para emocionarlos y tratar de levantarlos de su asiento.
KT: ¿Algún consejo que puedas ofrecerle a los jóvenes leyendo esto que tal vez aspiren a convertirse en futbolistas e incluso en entrenadores?
GM: el único consejo que puedo decirle a los jugadores jóvenes es que lo disfruten y lo intenten; que entrenen con fuerza y que se expresen.

KT: ¿Cuál es tu opinión del fútbol actualmente? ¿Es mejor o peor comparado a como era en tu época?
GM: podría estar aquí todo el día respondiendo esta pregunta. El fútbol era mucho mejor años atrás, en mi opinión. Tenías extremos en lugar de carrileros. La mayoría de los equipos tenían extremos muy buenos y que eran habilidosos. Los carrileros hoy en día son más atletas que futbolistas. El fútbol es más sobre atletismo, correr por toda la cancha durante 90 minutos y tener uno o dos toques y pasar el balón. Años atrás era más individual con muchos jugadores individuales. Hoy en día he notado que jugadores promedio son escogidos en lugar de uno más técnico porque su sacrificio es mayor. Prefieren a los atletas que a los futbolistas. Hace tiempo tenías ocho futbolistas y dos atletas. Hoy tienes ocho atletas y dos futbolistas.
KT: ¿Qué equipos te gustan actualmente?
GM: no apoyo a ningún equipo y realmente nunca lo he hecho. Apoyo a Italia cuando están jugando y quiero que a los equipos italianos les vaya bien en Europa. Solía estar pendiente de los resultados del Avellino cuando estaba interesado en el fútbol años atrás. Ahora están en la Serie B. De ahí provienen mis padres y la mayoría de mis familiares.
KT: muchas gracias por esta extensa entrevista, Giuliano. ¿Dónde pueden seguirte nuestros lectores en las redes sociales? ¿Algún mensaje para ellos?
GM: estás más que agradecido por esta entrevista, Kevin. Discúlpame por el tiempo que me tomó para finalizarla. Si alguno de tus lectores está interesado en seguirme, estoy en Twitter. No estoy muy seguro de que lo hagan porque probablemente ni siquiera han escuchado de mí 😀 ¡Paz y amor!
Not all great things in life are free; sometimes you have to pay a bit. If you like the Blog and you want to keep reading new articles, please click in the ads so that this project can grow onto bigger and better things. Thanks in advance.
No todas las cosas en la vida son gratis; muchas veces debemos pagar un poco. Si les gusta el Blog y quieren seguir leyendo artículos nuevos, por favor hagan click en los anuncios para que este proyecto crezca hacia cosas más grandes y mejores. Muchas gracias por adelantado.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: